Relatos cortos eroticos Fantasías Eroticas la ropa interior de mi hermana

 

 

 

No se exactamente cuando empecé a ver a mi hermana como la mujer de mis sueños, creo que fue en la adolescencia, ella actualmente tiene 30 años y yo tengo 29, esta casada, y yo me mantengo soltero, pienso que nunca encontrare a una chica que sea como ella, ¿cómo es ella?, probablemente para los demás sea una mujer común, sin embargo para mi es la mujer que de tan solo pensar en ella, me provoca un estado de excitación total, bien retomando el tema, quizás cuando jugábamos, ella adolescente y yo aun niño, a hacer fuerzas, ambos sentados en el piso, con las piernas abiertas (en "v"), pies con pies y jalándonos de los brazos (ella de mi y yo de ella), evoco su vestido amarillo, si no mal recuerdo con pequeñas flores, y la imagen de su entrepierna con sus pantaletas blancas, esas comunes que le compran las madres a las hijas (utilizo la palabra pantaletas por que su solo sonido me parece cachondo).

 

Transcurriendo el tiempo tuve oportunidades de verle los senos al agacharse, y muy rara vez sus pantaletas, cuado ella estudiaba en la preparatoria empecé a revisar su ropa sucia y olerla, así fue como llegue a conocer el cambio que tuvo su ropa interior, ya que empezó a usar pantaletitas mas sexys, vaya más coquetas (lo que nunca encontré a través de los años fue un hilo dental, eso tiene una gran relación con mi poco entusiasmo por ese tipo de prenda, supongo que si mi hermana las hubiera usado, a mi me encantarían).

Bueno se por aquellos años dedicados a hurgar en su caja de ropa usada que le gustan los encajes, que le gustan las pantaletas de corte francés, fueron miles de veces (creo) que me acaricie oliendo y a veces lamiendo sus pantaletas (en la parte de la entrepierna, esa que tiene un forro interior de algodón), a veces hallaba la forma de su vagina (marcada) y un poco rígida por el sudor de su entrepierna, al tener el contacto directo de mi nariz y boca con la tela impregnada de su olor y sabor, de verdad que la poseía sin que ella lo supiera, muchas veces robe por días conjuntos de su ropa interior y me masturbaba en cada oportunidad (por cierto había muchas), pensaba que a lo mejor ella se había masturbado sobre sus pantaletas y por eso tenían esa textura como rígida, hasta llegue a ver (supongo que fue mi imaginación) la marca de sus oscuros pezones en algunos sujetadores de algodón, así que cuando deje de ser virgen y empecé a tener parejas (con relaciones sexuales), siempre en alguna ocasión cierro los ojos y me imagino que es mi hermana la que me ofrece su cuerpo, la que me ofrece su flor secreta para que me hunda en el abismo de su sabor, de su aroma, en su abismo de mujer, supongo que por el tipo de ropa interior que ella usa (tiene +- tres años que radico en el extranjero) es muy sensual, y apasionada a la hora de hacer de tener sexo o hacer el amor (me gustaría que ella sepa la diferencia), me despido e insisto ME ENCANTA MI HERMANA. Todo para hurones

 

El Autor de este relato fué Dracula , que lo escribió originalmente para la web https://www.relatoscortos.com/ver.php?ID=2167 (ahora offline)

Relatos cortos eroticos Fantasías Eroticas la ropa interior de mi hermana

Relatos cortos eroticos Fantasías Eroticas la ropa interior de mi hermana

No se exactamente cuando empecé a ver a mi hermana como la mujer de mis sueños, creo que fue en la adolescencia, ella actualmente tiene 30 años y yo tengo 2

relatoscortos

es

https://cuentocorto.es/static/images/relatoscortos-relatos-cortos-eroticos-fantasias-eroticas-la-ropa-interior-de-mi-hermana-1458-0.jpg

2021-07-16

 

Relatos cortos eroticos Fantasías Eroticas la ropa interior de mi hermana
Relatos cortos eroticos Fantasías Eroticas la ropa interior de mi hermana

Si crees que alguno de los contenidos (texto, imagenes o multimedia) en esta página infringe tus derechos relativos a propiedad intelectual, marcas registradas o cualquier otro de tus derechos, por favor ponte en contacto con nosotros en el mail [email protected] y retiraremos este contenido inmediatamente

 

 

Top 20