Relatos cortos ficcion Ciencia Ficción Historia de un Campus

 

 

 

Victoria optó sólo por mirar hacia los ojos del profesor Stuwdibaiker sin pestañar una sola vez, pero no lo estaba retando, no; por el contrario, lo miraba con el miedo que sólo es fácilmente reconocible en los animales más débiles frente a salvajes depredadores. ----“Srta. Dextre, ¿hay algo que quiera compartir con la clase?”- Sólo uno que otro rumor proveniente de la boca de alguno de los doscientos alumnos del aula magna de la clase interfería pobremente con el silencio total de Victoria. Luego de voltear la mirada hacia su clase y reestablecerla de nuevo sobre el rostro de la muchacha, el profesor Stuwdibaiker enfatizó; “Creo que le hice una pregunta, Srta. Dextre”- “No profesor, no lo creo” titubeó Victoria.

 

-Qué error el que cometías, bella; sabías que el patán de Stuwdibaiker gozaba ver el miedo en sus alumnos-

-“¿no cree que le hice una pregunta?”-

-“No creo que tenga algo que quiera compartir con la clase”-

-“Entonces tiene algo que no quiere compartir con nosotros, Srta. Dextre?”-

-“Eso es asunto mío- replicó Victoria con voz firme. –¿Ya ves, pequeña, que no era tan difícil demostrar algo de dureza ante el idiota de Stuwdibaiker?

Luego de unas cuantas risas camufladas entre tantas cabezas y, ante la sospecha de burla de una –para él- simple mocosa de sexto ciclo, Stuwdibaiker no pudo ocultar una cara que delataba su irritación, ligera, por supuesto, ya que un sujeto calculador como él no podía, nunca, mostrarse alterado. Siempre con esa imagen tan falsa pero a la vez tan convincente de ser un hombre que tiene todo bajo control. –Si conocieran al verdadero Sergio, diablos!-. Viajes y turismo

“No olviden estudiar para el examen del viernes; es todo por hoy”, concluyó Stuwdibaiker, luego de darle la espalda a Victoria, como quien ignora opiniones sin importancia. -Pero mientras todos se iban te quedaste en tu escritorio y en completo silencio, pretendiendo estar rebuscando algo entre tus cajones. Todo porque sabías que la última persona en salir siempre era la chica de las chompas negras y pantalones guinda; una chica a la que espiabas en tus ratos libres; una chica que, mocosa o no, te atraía morbosamente, miserable-.

El Autor de este relato fué Pappo Texaco , que lo escribió originalmente para la web https://www.relatoscortos.com/ver.php?ID=6504&cat=craneo (ahora offline)

Relatos cortos ficcion Ciencia Ficción Historia de un Campus

Relatos cortos ficcion Ciencia Ficción Historia de un Campus

Victoria optó sólo por mirar hacia los ojos del profesor Stuwdibaiker sin pestañar una sola vez, pero no lo estaba retando, no; por el contrario, lo miraba

relatoscortos

es

https://cuentocorto.es/static/images/relatoscortos-relatos-cortos-ficcion-ciencia-ficcion-historia-de-un-campus-2379-0.jpg

2023-12-27

 

Relatos cortos ficcion Ciencia Ficción Historia de un Campus
Relatos cortos ficcion Ciencia Ficción Historia de un Campus

Si crees que alguno de los contenidos (texto, imagenes o multimedia) en esta página infringe tus derechos relativos a propiedad intelectual, marcas registradas o cualquier otro de tus derechos, por favor ponte en contacto con nosotros en el mail [email protected] y retiraremos este contenido inmediatamente